EDICOM coordina el proyecto GOVEIN 19 para integrar la factura electrónica en hospitales europeos

Los centros sanitarios conseguirán mejorar la gestión sanitaria interna y con el paciente.

GOVEIN 19 es un proyecto internacional cuyo objetivo es implementar el estándar europeo de facturación electrónica en hospitales de Europa. El fin es mejorar la gestión sanitaria interna y con el paciente.

Cofinanciado por la Comisión Europea a través de la convocatoria de telecomunicaciones Connecting Europe Facility2019, EDICOM coordina este proyecto. Junto a la compañía participan la Universitat Politècnica de València (UPV), la empresa ASSECO Central Europe y 11 hospitales públicos de Bélgica, Portugal, Hungría y Polonia.

En este programa EDICOM es la responsable del desarrollo de la plataforma de factura electrónica europea B2G legal conforme a las especificaciones definidas en las distintas normativas y especificaciones técnicas. También lleva a cabo las tareas de integración de los sistemas informáticos de cada miembro del consorcio con la plataforma de factura electrónica europea B2G. Por último, se encarga de la coordinación para compatibilizar las reglas definidas en la normativa desarrollada en el consorcio y el nuevo formato PEPPOL BIS 3.0 obligatorio desde enero 2020.

Retos del proyecto

Nacho Vañó, International Project Manager y responsable del proyecto desde EDICOM, destaca como retos técnicos «implantar los distintos estándares definidos en la normativa del consorcio (CEFACT, Cross Industry Invoice y UBL) y realizar todos los desarrollos asociados. También priorizar el uso del UBL por compatibilidad con las exigencias asociadas a la plataforma PEPPOL”.

Vañó continúa hablando de retos que califica como «pedagógicos”. «Concienciar a los participantes del consorcio de las ventajas de implementar la integración de facturas electrónicas y la necesidad de estandarizar el formato y sus procesos. Esto se ha debido a que el consorcio engloba principalmente a participantes que no están familiarizados con la facturación electrónica y sus estándares. Una vez superada esta fase de concienciación y con la participación más activa por parte de los proveedores, los hospitales han sido capaces de valorar muy positivamente la unificación de procesos y la automatización de los mismos”.

La labor de la UPV

La UPV se centra en el seguimiento de las tareas de comunicación y difusión del proyecto. El fin es dar a conocer la necesidad de crear un espacio común de intercambio de facturas electrónicas, codificadas bajo estándares europeos comunes. De esto modo se fomentará la interoperabilidad entre los diferentes sistemas sanitarios que actualmente operan en Europa.

Teresa Magal es integrante del Centro de Investigación en Tecnologías y profesora de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería del Diseño (ETSID-UPV). Magal apunta que “este proyecto mejorará las gestiones documentales y de información entre el sistema público sanitario y los pacientes. Es un aspecto clave en coyunturas como la actual, marcada por la pandemia de la COVID-19. Agilizará gestiones que antes necesitaban ser realizadas de manera presencial”.